Reserva ya en IdeasRurales.com Hotel Rústico Casa do Vento
... si reservas on-line te llevas un regalito

Hotel Rústico Casa do Vento

BAIO GRANDE - BAIO (SANTA MARIA) (ZAS) , A Coruña/La Coruña
  • Hotel Rural / Posada Rural
  • 1 - 21 ocupantes
  • desde 31.88€ persona/noche

Características del Alojamiento

HISTORIA DE LA CASA
La Casa fue construida originalmente en 1893 y destinada por aquel entonces a la venta de ultramarinos y material de ferretería.
Por su situación estratégica en un cruce de caminos, y sirviendo de parada para las carrilanas que hacían el trayecto de Coruña a Finisterre y de Santiago a Finisterre, en la casa se admitían huéspedes, ( por lo general, estudiantes y vendedores que se dirigían a Santiago de Compostela, a estudiar o a las ferias), y también había abrevaderos para refrescar a los caballos.
Sobre 1930 la casa empezó a utilizarse exclusivamente para la venta de artículos de ferretería, droguería y alimentación. Poco a poco se fue eliminando el ramo de la alimentación pasando, en los últimos tiempos, a ser exclusivamente droguería y ferretería, pero conservando la costumbre de que los clientes pudiesen tomar su tacita de vino.
En el año 2000 se comenzaron las obras de restauración, que duraron 18 meses. Durante este tiempo se dotó a la casa de calefacción central, placas solares para calentar el agua sanitaria, 6 habitaciones con baño, y una suite con bañera de hidromasaje y unas preciosas vistas al jardín.

Dentro de la casa disponemos de dos zonas comunes: la primera para uso exclusivo de los huéspedes de la casa, un amplio salón, decorado con muebles antiguos y porcelana de la cartuja de piman; y otra zona de uso compartido con los clientes de nuestra bodega en la cual podremos degustar unos embutidos y vinos de calidad, dentro de la bodega o fuera, en el porche o el jardín.

Descripción de la casa
La casa dispone de un total de siete habitaciones, todas ellas con un amplio cuarto de baño, televisión, radio, y teléfono. Las habitaciones se distribuyen de la siguiente manera:

Dos habitaciones al lado del salón en la parte baja de la casa; estas dos habitaciones tienen camas de 1,35, y ducha en vez de bañera, pensadas para personas con movilidad limitada.

En el primer piso disponemos de cuatro habitaciones: dos con camas de 1,35 y otras dos con camas separadas de 1,20; los cuatro cuartos de baño de esta planta disponen de bañera grande.

En el bajo cubierta disponemos de una suite, con unas amplísimas vistas al jardín, y bañera de hidromasaje.

Las zonas comunes son: un amplio salón en la planta baja, con una tradicional lareira que invita a la charla con los compañeros de estancia, una partida a las cartas, etc... o, ¿por qué no- A tomarse una buena queimada al calor de la lumbre; y en el sótano una bodega en la que os podemos ofrecer unos buenos embutidos, y vinos.

El jardín tiene una superficie aproximada de novecientos metros cuadrados, con frutales y plantas ornamentales.

El aparcamiento privado, se encuentra dentro de la finca

Otros detalles de interés

Situación y Comunicación
El municipio de Zas ocupa un estrecha franja de terreno muy alargada en el sentido norte sur, entre Baio y el embalse de Fervenza. La distancia en línea recta entre ambos extremos es de 22 kilómetros. Por el norte, por Baio, pasa la carretera C-552 de A Coruña a Fisterra, a 60 kilómetros de la ciudad de la Torre de Hércules. Por el sur es la LC-441 de Santiago a Muxía


por Negreira, la que atraviesa el término de Zas. Para comunicarse con Compostela la ruta más directa es la carretera C-545 de Santiago a Santa Comba por Portomouro. De Santa Comba sigue a Baio atravesando la capital municipal. Otras pequeñas carreteras enlazan las parroquias y lugares del ayuntamiento entre sí y con los ayuntamientos vecinos. Estos son el de Cabana y Laxe al norte, el de Coristanco y Santa Comba al naciente, Mazaricos al sur y Vimianzo al poniente.

Geografía
La superficie de Zas es suavemente ondulada, sin grandes contrastes, aunque en el límite con Santa Comba se halla el Pico de Meda de considerable altura (566 metros). Hacia el norte las cotas van descendiendo, sobre todo al irse formando el valle del río Grande El clima, dentro de las características generales de las comarcas de esta parte de la provincia, es templado y húmedo, acentuándose esta humedad hacia el norte. Los 6.905 habitantes del ayuntamiento se reparten por los 132 kilómetros cuadrados de superficie, con una densidad de 52,3 habitantes por kilómetro cuadrado, muy inferior a la media provincial, aunque tiene una important


e aglomeración en Baio (681 habitantes) y en la capital municipal, Zas (462). Las fuentes de riqueza provienen en su gran mayoría de la ganadería y la agricultura. En Baio hay una importante actividad del comercio y se celebra una feria todos los meses.

Un poco de historia
Las tierras de Zas fueron lugar de asentamiento de importantes poblaciones a lo largo de la historia. De la época megalítica se conservan varios monumentos. El más sorprendente es el enorme dolmen Arca da Piosa, dentro de una gran explotación maderera a la que se llega por la carretera de Negreira a Muxía, poco antes de entrar en el término de Vimianzo. Otros túmulos dolménicos como el de Bermello, en Lamas, o el de Pedra de Vixía, cerca del anterior, sólo conservan valor para los especialistas, como también pasa con los conjuntos de mámoas que se hallan dispersos por lugares como Gandar, Os Cotóns en Mira, Vilardomato, etc.
Algo semejante sucede con los asentamientos de la época castreña. Muy cerca de la capital municipal se divisa el Castro de San Adrián, a cuyo pie está la iglesia barroca de esta parroquia, con hermosas vistas sobre el valle de Loroño. Otros como el Pico da Cruz en A Gándara, el de Brandomil, el Castro de Pazos, etc., destacan menos. Los restos romanos tienen más importancia. En la parroquia de Gándara, en una llanura conocida como Agra da Cruz, se ha descubierto tal cantidad de tégulas, ladrillos, molinos circulares, y otras piezas romanas del siglo III d. de C., que denotan la existencia de una gran villa del Bajo Imperio. Otra villa romana parece que estuvo en Brandomil, la mansión Brandimirum de la calzada Per Loca Marítima.
De la época sueva encontramos muchos topónimos como Gomariz, Gontalde, Gundar o Vilar Ramilo. El mismo nombre del Ayuntamiento «Zas», que se empezó a escribir Zas por intento de corregir el seseo, puede proceder de un vocablo suevo. A partir del siglo XV fue el condado de Altamira el que ejerció señorío sobre estas tierras desde su fortaleza de Vimianzo. Recientemente, en 1984, se diseñó el escudo del ayuntamiento. En él queda como recuerdo el señorío que ejercieron los Señores de Zas y Brandomil, Álvaro Núñez de Lamas y Señoráns, pues su emblema fue la torre y los perros. Las mazorcas de maíz que lo orlan hacen referencia a la riqueza agrícola de esta tierra. Va timbrado con corona real cerrada. Fue natural de Baio el poeta y humorista Enrique Labarta Pose (1863-1925). Pérez Lugín reflejó su personalidad en el personaje Barcala de su novela «La Casa de la Troya».
Cultura y ocio
En Zas se encuentran muchos yacimientos prehistóricos o romanos, de interés para los aficionados a estos temas.
En el aspecto monumental destaca el Pazo de Torres do Allo y otros de menor magnitud como son los de Romelle, Daneiro, Edreiras y Foliente. La Torre de Lamas desapareció y de la de Sán Tirso de Muiño apenas quedan restos. En Brandomil se conserva un magnífico puente medieval.
Una de las iglesias más interesantes del ayuntamiento es la de la parroquia de Lamas, con un ábside de estilo gótico renacentista del siglo XVI y una nave barroca del XVIII.
La de Zas fue mandada construir en el 1540 por Álvaro Núñez de Lamas, familia originaria de dicha parroquia, según reza la inscripción en su tumba incrustada en el muro sur del presbisterio. En la fachada campa una piedra de armas. La iglesia de Baio debió de ser románica, pero fue totalmente reconstruida. Entre las pintorescas ermitas que se hallan en el término destaca la de A Santa, Santa Margarida, en Ponte Espiño La capilla tiene una hermosa piedra de armas en la que se ven las hojas de higuera de los Figueroa y la cabeza de lobo de los Moscoso entre otros. Está rodeada de una bonita carballeira. También está situada en un bello lugar, como en un belvedere sobre las tierras de Zas, la de San Roque, cerca de la carretera a Santa Comba. Hay varios cotos de caza y se practica la pesca deportiva en los ríos Grande do Porto, Baio y Allo.

Cruceiros
Los ayuntamientos de Santa Comba y Zas no son especialmente ricos en cruceiros, sobre todo si se comparan con otros próximos como Vimianzo o los marítimos. Sin embargo, merecen citarse dos ejemplares: En las cercanías de Romelle (Loroño), no muy lejos del pazo de ese nombre, puede contemplarse un cruceiro que llama la atención por su altura desde el suelo a la cruz, y debe tenerse en cuenta que en este caso, como es tradicional, su columna está trabajada a partir de un único bloque pétreo.
La plataforma es triangular y se corona con una bella cruz con las figuras del Cristo y la Madre. En las inmediaciones de otro famoso pazo, las Torres do Allo, en el extremo noroccidental de Zas y junto a la capilla que fue fundación de


aquella casa, se encuentra una cruz de piedra sencilla y sin figuras.
Se trata de una antigua obra no muy posterior a la creación de las torres y montada sobre la misma muralla que bordea el atrio de ese curioso y pequeño templo. Llama la atención por la originalidad de su capitel y, aunque tiene aspecto quizá muy simple, es un ejemplo de ese tipo de cruceiro aún más popular, y sin duda más abundante, bien diferenciado de los decorados y con figuras.

Torres do Allo
Lope Sánchez de Moscoso y Ulloa, el que se proclamó conde de Altamira en el siglo XV, tenía una fortaleza en el lugar donde ahora se alzan las Torres do Allo, pero los Reyes Católicos ordenaron su demolición, por juzgar que el poderoso conde atentaba contra la autoridad real.
En su lugar se levantó más tarde uno de los pocos pazos góticos de Galicia. Uno de los vasallos del conde de Altamira, Gómez de Riobóo, estaba casado con una descendiente directa del conde, Berenguela Sánchez de Moscoso. Su hijo, Gómez de Riobóo, el Viejo, fue el que construyó las Torres do Allo a finales del siglo XVI. Al llegar a las Torres do Allo, atravesando una larga avenida de carballos, lo primero que se ve, un poco alejada, es la capilla renacentista, contemporánea del pazo.
Su fachada tiene forma de arco de triunfo. Entre las pilastras se distinguen las figuras pétreas de Adán y Eva, inspiradas en las de la fachada del Hostal Real de Santiago. Coronando el pórtico preside la figura sedente de San Pedro, titular de la parroquia, y en el lateral meridional la de San Pablo en altorrelieve. El pazo está rodeado por una

alta muralla. Tiene un cuerpo de edificio franqueado por dos torres y es de estilo gótico tardío, manuelino o isabelino, como se suele llamar. Sigue la escuela de Enrique de Egas, el que diseñó la fachada del Hostal Real de Santiago. Los torreones tienen puerta de arco de medio punto, balcón de piedra y una bonita ornamentación de arcos conopiales. En los escudos aparecen los blasones de Riobóo, Vilardefrancos y Moscoso.
Los Pazos
Además de las Torres do Allo se conservan en Zas varias casas fuertes. Algunas de ellas bien restauradas como la de Romelle. Situada en la parroquia de Loroño, no lejos de la capital municipal, tiene una gran torre almenada y una galería sostenida por columnas de piedra formando un porche.
Sube a la planta de la galería una buena escalinata. En el jardín hay una gran fuente con pileta circular y surtidor, y en los escudos se ve el árbol y las lanzas de los Caamaño, la cabeza de lobo de los Moscoso y una cruz potenzada. El pazo está rodeado de finca y muralla con buenas vistas sobre el valle.
En un lugar retirado y solitario, en la ladera del monte Brondo y en la misma parroquia de Loroño, se ha restaurado perfectamente el pazo de Edreiras. Un cuerpo de edificio, con corredor sostenido por columnas pétreas, tiene adosada la torre.
Algo separada se halla una bonita capilla con su campanil. Nada más que altere esa hermosa sencillez en un lugar de ensueño. Otro de los bien conservados es el de Daneiro, en la parroquia de Pazos, rodeado de una vasta explotación agrícola. Fue Fernando García de Daneiro, quien en 1616 fundó esta casa, legándola luego a su sobrino Fernando


Varela de Figueroa, a cuyos descendientes sigue perteneciendo. Conserva una amplia fachada con lo que debió ser un cuerpo de torre en uno de sus extremos.
En él, junto a una ventana, sobresale un pequeño escudo con cuatro cuarteles: la cabeza de lobo de los Moscoso, las hojas de higuera de los Figueroa, las barras de los Varela y la M con corona de los Montenegro. Encima está colocada una piedra con estrella de cinco puntas. Otro pazo medianamente conservado es el de Foliente, en la parroquia de Mira, próxima a la capital municipal. Tiene una galería que corre por casi toda la fachada.
En el tramo corto de los muros se ve un escudo sobre un balcón con verja de hierro. En él aparecen las hojas de higuera de los Figueroa, un brazo empuñando espada y árbol de los Leis, el árbol con las lanzas de los Caamaño y otro de difícil interpretación. Delante y algo separada, la capilla. Las Torres de San Tirso de Muiño ya no son lo que fueron. Actualmente quedaron reducidas a


casa de labranza. La puerta de acceso tiene un arco apuntado. Conserva también un corredor con tres pilastras que sostienen el tejado; tiene un indescifrable escudo. Tal vez algunos de los emblemas correspondan a los linajes de Figueroa, Pazos y Moscoso.

Brandomil
En Brandomil sitúan algunos historiadores la mansión Grandimiro del Itinerario IV del emperador Antonino Caracalia. En realidad se han hallado restos romanos entre los que destaca un ara consagrada al dios celta Cosus.
El puente es llamado con frecuencia romano; puede ser que tenga fundamentos de esa época, pero la construcción


que vemos hoy, al lado del nuevo viaducto sobre el río Xallas y en la cola del embalse de Fervenza, tiene las

características constructivas del siglo XVI. El puente consta de cuatro arcos con una luz de 8,20 metros tres de ellos y otro más pequeño.
Los dos arcos centrales, que coinciden con el cauce normal del río, están formados por dos roscas con unos 20 centímetros de voladizo. Las bóvedas y los tímpanos son de sillería. Se conservan bien los pretiles y un tramo de calzada que se alarga por uno de sus extremos llegando a cruzar la carretera general. Hacia el otro extremo, a la derecha del sentido de la corriente del río, se alza el castro.



Ocupación

1 - 21 plazas
Casa completa - 20 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
16 plazas
0
360
400
600
500
16 plazas
1
374
415
616
516
16 plazas
2
384
425
631
531
16 plazas
3
402
444
647
547
16 plazas
4
416
458
662
562
Casa completa - 20 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
16 plazas
0
360
400
600
500
16 plazas
1
374
415
616
516
16 plazas
2
384
425
631
531
16 plazas
3
402
444
647
547
16 plazas
4
416
458
662
562
Casa completa - 20 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
16 plazas
0
360
400
600
500
16 plazas
1
374
415
616
516
16 plazas
2
384
425
631
531
16 plazas
3
402
444
647
547
16 plazas
4
416
458
662
562
Casa completa - 20 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
16 plazas
0
360
400
600
500
16 plazas
1
374
415
616
516
16 plazas
2
384
425
631
531
16 plazas
3
402
444
647
547
16 plazas
4
416
458
662
562
Casa completa - 20 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
16 plazas
0
360
400
600
500
16 plazas
1
374
415
616
516
16 plazas
2
384
425
631
531
16 plazas
3
402
444
647
547
16 plazas
4
416
458
662
562
Doble Standard - 1 Cama matrimonio - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 1 Cama matrimonio - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 4 Dos Camas - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 4 Dos Camas - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 5 Cama matrimonio - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 5 Cama matrimonio - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 6 Dos camas - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble Standard - 6 Dos camas - 2 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
Doble con posib cama sup - 2 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Doble con posib cama sup - 2 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Doble con posib cama sup - 2 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Doble con posib cama sup - 3 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Doble con posib cama sup - 3 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Doble con posib cama sup - 3 Sup Cama matrimonio - 3 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
43
49
53
53
2 plazas
0
53
60
66
66
2 plazas
1
68
75
82
82
Suite - 4 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
66
73
79
79
2 plazas
0
66
73
79
79
2 plazas
1
81
88
95
95
2 plazas
2
91
103
111
111
Suite - 4 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
66
73
79
79
2 plazas
0
66
73
79
79
2 plazas
1
81
88
95
95
2 plazas
2
91
103
111
111
Suite - 4 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
66
73
79
79
2 plazas
0
66
73
79
79
2 plazas
1
81
88
95
95
2 plazas
2
91
103
111
111
Suite - 4 plazas máx.
ocupación
supletorias
T. Baja
T. Media
T. Alta
T. Especial
1 plaza
0
66
73
79
79
2 plazas
0
66
73
79
79
2 plazas
1
81
88
95
95
2 plazas
2
91
103
111
111
No hay ninguna
opinión aún
sobre este
alojamiento.
Se el primero en opinar!! VOTA AQUÍ
Galería fotográfica
Síguenos en
  • IdeasRurales.com en Twitter
  • IdeasRurales.com en Facebook
  • IdeasRurales.com en Instagram
El Rincón del propietario

Licencia Creative Commons

Mariquilla es muy cookie y necesita tus datos para ofrecerte la mejor experiencia.
Si te parece bien, sigue navegando tranquilamente!

Icono para subir al comienzo de la página